Dacia Duster y el porqué de su creciente éxito como SUV urbano

En este artículo os vamos a hablar sobre uno de los modelos que ha nacido para marcar un punto de inflexión en el sector del automóvil, y en esta ocasión no será tanto por su increíble potencial al estilo Bugatti Veyron con sus 1.001 CV, ni por un diseño impecable y rompedor, sino por algo mucho más simple pero a la vez complejo de conseguir en un coche, un precio ajustado a cambio de un vehículo con las características estéticas y técnicas de un vehículo de mayor coste.

Al puro estilo low cost, Dacia ha conseguido entrar en un mercado en el cual hacía ya mucho tiempo que no conseguía llamar la atención, tras su entrada en el grupo Renault y el lanzamiento de su Logan, se volvió a hablar de aquella empresa de Rumanía donde se creaban coches de bajo coste pero funcionales.

Un coche que aporta lo necesario sin excesos y que espera que los clientes valoren sus capacidades y no sus faltas de electrónica o últimas novedades

Pero no fue hasta que pasaron dos puntos clave, donde la marca pasó a formar parte de todas las revistas y de un gran número de conversaciones en todo el mundo, así como de ser vigilado por la competencia desde ese momento. Estos dos puntos fueron en primer lugar el hecho de que los Dacia Logan estaban funcionando mejor de lo que se esperaba para el precio que tenían y las expectativas que la gente tenía sobre esa empresa de Rumanía que ensamblaba piezas de Renault, y por otro lado fue el lanzamiento en el año 2010 de un nuevo modelo basado en el estilo SUV y con toques de 4x4, el que denominarían Dacia Duster. Con la llegada al mercado de este vehículo, se ocuparon todas las portadas hablando del coche que con un aspecto muy actual, lejos del diseño del Dacia Logan, con unas dimensiones muy correctas y unos pasos por rueda, etc., que lo hacían idóneo para el uso en campo y carretera, así como su increíble precio que se decía, partía de los 10.000€, se consiguió que ahora sí, Dacia fuera ya parte del mercado automovilístico.

dacia_duster

Los puntos clave que llevaron a Dacia a irrumpir en el mercado de los SUV con tracción a las dos o cuatro ruedas

Los mejores secretos del Dacia Duster fueron entre otros el diseño que como decíamos partía de unas línea muy modernas, con toque sutiles nada cargados, sin cortes exagerados como ocurría con sus antecesores de la marca. A su vez, su altura permitía que no fuera un coche únicamente de ciudad, sino que permitiera a sus propietaros meterse por campo sin peligro alguno y es que además se comercializaba tanto en la versión 4x2 como en la 4x4. Al margen de ello, muchos pensaban que quizás a ese precio no tendrían un coche muy fiable, pero lo cierto es que justamente por tener un nivel de equipamiento bastante básico, algo que siempre ha condicionado a los modelos de Dacia, se consiguieron reducir costes, a su vez muchas de estas piezas eran las mismas que Renault empleaba en vehículos anteriores, de hecho varios botones del interior del Duster los podemos encontrar en modelos de Renault del año 1999. Pero todo ello a la vez fue un nuevo punto fuerte para la marca, y es que los propietarios que buscaban un todo terreno no siempre buscan los detalles electrónicos más actuales, sino la fiabilidad y es sabido que a menor electrónica menos problemas en un futuro.

Por tanto Dacia dio al mercado lo que necesitaba, un coche con los componentes esenciales para una comodidad óptima al volante, unos motores de entre los 85CV y los 110CV y siendo 4x2 o 4x4, haciendo de este modo que pudieran adquirirlo tanto los que quieren potencia en carretera sin necesidad de tracción a las cuatro ruedas, como los que buscan un coche con dimensiones óptimas para la montaña sin sufrir por rallar un coche de 25.000€. Por tanto creemos que mientras sigan esa esencia que tan bien se representa en su slogan “Automovilisto” seguirán cosechando grandes resultados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir